Halloween

Halloween, un aliado para las empresas

Empieza noviembre y muy difícilmente se te haya pasado por alto que ayer se celebró Halloween, incluso puede que decidieras salir a festejarlo y todavía te estés recuperando de la fiesta. Si echamos la vista atrás cuesta imaginarnos que las calabazas y fantasmas acabarían inundando nuestras casas y comercios pero la realidad es que ya es una fiesta más que hemos añadido a nuestro calendario.

Halloween se celebra el 31 de octubre, víspera del Día de Todos los Santos. La festividad tiene su origen en la tradición celta que con el paso de los siglos adquirió una connotación religiosa por la influencia del cristianismo. El transcurrir del tiempo ha hecho que se secularice y en la actualidad se considere una celebración pagana en la que se juntan terror, disfraces y adornos.

En España resulta complicado encontrar cifras con la estimación de gasto para esta celebración pero basándonos en los datos de Google Trends observamos claramente que gana adeptos año tras años, cobrando cada vez mayor importancia. Lo que al final deriva en un aumento del gasto que hacen los españoles para esta fecha. Las empresas son conscientes de ellos, saben que Halloween se ha convertido en un negocio muy atractivo y no dejan escapar la oportunidad para sacarle partido.

Cómo las marcas exprimen Halloween

Hay dos tipos de negocios que rápidamente nos vienen a la mente si pensamos en cómo aprovechar Halloween para incrementar las ventas: los bazares y las discotecas. Los primeros llenan sus pasillos de disfraces y todo tipo de elementos decorativos aterradores y los segundos celebran fiestas temáticas la noche del 31.

Pero realmente cualquier marca de cualquier tipo de negocio puede sacarle tirón y buscar fórmulas que incentiven las ventas. Muchos aprovechan para lanzar campañas especiales y concursos en las redes sociales. Por ejemplo, pidiéndole a sus usuarios que envíen sus fotos más terroríficas. Otros utilizan la excusa de esta fecha señalada para lanzar algún descuento o promoción especial. Y un sinfín de ideas que podemos poner en práctica.

Algunas empresas van más allá y aprovechan la coyuntura para buscar nuevas formas de ingresos. Snap, la empresa responsable de Snapchat, especialmente para Halloween ha puesto a la venta disfraces basados en uno de sus filtros más populares.

O Niantic, a cargo de Pokémon Go, que coincidiendo con la festividad ha lanzado un evento especial en el que, por un lado, se podrán cazar pokémones especiales como Pikachu con gorro de bruja y nuevas criaturas, por otro lado, llegará la tan esperada tercera generación Pokémon.

Halloween, un punto de unión a nivel interno en las empresas

Las empresas no solo celebran Halloween de cara al exterior con los clientes o seguidores de las redes sociales. En América es costumbre celebrarlo también en la oficina y esta moda no ha tardado en aterrizar en España. Empresas como Logitravel o habitissimo engalanan sus oficinas con telarañas, fantasmas y calabazas para darle el aspecto más escalofriante posible y sus trabajadores acuden disfrazados en concordancia.

Celebrar Halloween en la oficina puede ser visto como algo frívolo y nada serio pero si lo analizamos en profundidad podemos ver que no es una idea tan descabellada. Mezclar diversión y trabajo es un cóctel que funciona bien y no por ello implica que las obligaciones, los clientes y demás queden desamparados. Son atendidos con la misma profesionalidad que de costumbre pero luciendo un disfraz. Y no solo eso, aporta una serie de beneficios para el equipo y, por ende, para la empresa:

  • Crea mayor cohesión entre los trabajadores
  • Aumenta la motivación al romper por un día con la rutina cotidiana
  • Se refuerza el vínculo con la empresa
  • Se fomenta la creatividad
  • Incrementa la felicidad de los trabajadores, lo que repercute en su rendimiento

Si eres de los afortunados que trabaja en una empresa que celebra Halloween recuerda que la originalidad en el disfraz es clave. Upper no puede olvidarse de la tecnología, ni siquiera a la hora de hablar de disfraces. Si quieres sorprender olvídate de la clásica sábana o del maquillaje de miedo, ¡cúrrate un disfraz tecnológico! Puedes inspirarte en las ideas de Mark Rober, exingeniero de la NASA, que consigue crear efectos terroríficos haciendo uso de móviles o tablets.

 

Ir arriba